El secreto de Crepes & Waffles

El secreto de Crepes & Waffles

Pasaba por una de las zona de comidas del centro comercial El Tesoro y me fue inevitable observar algo muy extraño. Había un sitio que se encontraba totalmente lleno y además había personas haciendo fila; ¡esperaban para comer! Mientras que en los restaurantes aledaños reinaban las mesas vacías.

 

Imposible no preguntarme: ¿Cuál es el secreto de Crepes & Waffles? ¿Por qué la gente viendo que hay más lugares en los que puede comer, prefiere esperar para poder entrar a este sitio?

 

Creo que son muchos los detalles que han tenido en cuenta para construir la marca Crepes & Waffles, como su amplia variedad de productos, una buen estructura de precios y excelente servicios, entre otras variables. Sin embargo, hoy me gustaría concentrarme en algo que es muy importante para una marca: Su historia.

 

Toda gran marca tiene una historia que contar y Crepes & Waffles no se queda atrás.

 

Como empiezan todas las historias que nos atrapan: (Once upon a time) Hace mucho tiempo, en 1980, un par de estudiantes universitarios abrieron en el garaje de su casa un pequeño restaurante de waffles (o gofres). Ese salto al vacío que dan todas las marcas al empezar y al cabo de un tiempo no había dado muchos frutos. Una noche llegó al local una misteriosa mujer y después de probar el producto hizo un comentario que partió en dos la historia de Crepes & Waffles:

 

“Chinita, tus waffles son horrorosos¨ – Le expuso la comensal a la dueña.

 

Después de decir esto y sin esperar respuesta, la desconocida entró a la cocina, abrió la nevera, esculcó un rato y con el mismo ímpetu de la primera frase afirmó: “Yo soy experta en waffles, mi chinita, y voy a traerte mi receta secreta”. Hasta el sol de hoy se utiliza la misma receta que con todo el amor del mundo, aquella mujer les regaló a los jóvenes empresarios.

 

Los fundadores de la hoy reconocida marca, con más de 65 locales en el país, nunca más volvieron a ver a aquella señora. En varias oportunidades trataron de dar con su paradero, pero nunca tuvieron éxito en su búsqueda.

 

Fue así, con esta historia, como empezó la exitosa marca Crepes & Waffles, la misma que actualmente tiene presencia en más de 9 países con sus restaurantes y heladerías, y un serio compromiso por la responsabilidad social. ¿Sabías que la mayoría de los empleados de Crepes & Waffles son mujeres cabeza de familia y víctimas de la violencia?

 

 

Una de mil historias mágicas de las diferentes marcas que como su nombre los indica, ¡marca la diferencia!

Share This

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *