El poder del color negro en las marcas

El poder del color negro en las marcas

El color o los colores de las marcas determinan el comportamiento del mercado objetivo de una u otra forma (López Ramón & Monserrat Gauchi, 2009). Así, elegir el color del logo, de la página web, de los productos, del empaque, de la publicidad de la marca, entre muchas otras piezas, no es tarea fácil, ni mucho menos fruto del azar o de las preferencias del  brand manager o del publicista que ejecute esta labor.

 

De acuerdo con las Color Pill (herramienta para definir los tintes de la marca según la teoría del color), cada color tiene un significado, y dependiendo de lo que la marca quiera comunicar a sus clientes, deberá elegirlo.

 

El negro, por ejemplo, es un color para conocer, pues teóricamente se define como un tinte acromático que resulta de la ausencia total de la luz. Sin duda el negro puede tener connotaciones culturales tan fuertes como la muerte, el luto, la maldad y la venganza. Sin embargo, si goza de una buena gestión, acompañada de la perfecta definición de los valores, la esencia y la estrategia de marca, se convierte en un color ideal para determinar la elegancia, la autoridad, el protocolo, la solemnidad y hasta el misterio.

 

 

De este modo, recomendamos hacer uso del negro de una manera cautelosa, pues así como podría ser el más grande de los aciertos, también podría convertirse en un error lamentable para la marca.


 

Share This

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *